Descubre el sistema educacional en Austria

Este año, mi hija cumplió seis años, igual que su prima en Chile. Ambas nacieron en el mismo mes, como si mi hermana y yo nos hubiéramos puesto de acuerdo para quedar embarazadas. ¡Es una coincidencia asombrosa!

Mientras mi sobrina en Chile comenzó el kínder en marzo, que es el primer año de preescolar, mi hija Elena empezará la escuela en septiembre. El sistema educativo en Austria es completamente diferente a Chile.

Recuerdo que el año pasado, por estas fechas, una mamá del Kindergruppe de mi hija (guardería) me preguntó: “¿Ya visitaste las escuelas cercanas? ¿Cuál te gusta más?”. Yo, completamente nueva en esto, le respondí: “Por favor, explícamelo, es todo nuevo para mí”.

Afortunadamente, ella hablaba español perfectamente, aunque es austriaca, está casada con un costarricense. Me explicó que en Austria se aplica un año antes a varias escuelas, priorizando las más cercanas, ya que las más lejanas no aceptan solicitudes.

Porque la idea es que los niños y niñas puedan ir solos al colegio eventualmente. Mi esposo me contó que, cuando él tenía seis años, ya se iba caminando solo a su escuela, que estaba a 15 minutos a pie. ¡Qué independencia!

En enero, los niños que empiezan el colegio en septiembre visitaron sus posibles escuelas. Les hicieron preguntas para determinar si estaban listos para empezar en otoño o si necesitaban un año de preescolar adicional. Las escuelas públicas en Austria no cobran matrícula, sólo se paga una cuota semestral para materiales y excursiones.

Una maravillosa tradición en Austria y Alemania consiste en que el primer día de clases, los padres entreguen a sus hijos una “Schultüte”, es decir un cono grande y adornado, lleno de dulces, útiles escolares y juguetes. La idea de esto es ayudar a los pequeños hacer de esta transición escolar más emocionante y amable para ellos.

En cuanto al almuerzo es cubierto por el estado, y tanto los padres como la escuela se aseguran de que sea saludable y orgánico, lo cual me alegra mucho. También nos piden que los desayunos que enviamos sean saludables, sin dulces ni chocolates. ¡Una gran diferencia con mi experiencia escolar!

Existen actividades extraescolares después de clases, de 15:30 a 16:30, aunque todas son pagadas. Ofrecen cursos de música, ajedrez, tenis, club de ciencias e inglés.

Me llamó la atención que en Austria el inglés se enseña como asignatura a partir del tercer grado. Afortunadamente no tenemos que preocuparnos por eso, ya que en casa hablamos inglés y yo estudié traducción inglés-español, así que mi hija tiene a su profesora en casa.

En el segundo semestre del segundo año, los niños comienzan a recibir calificaciones y a hacer pruebas. En tercer grado, deben preocuparse por obtener buenas notas para poder acceder a la siguiente etapa educativa.

Al finalizar el cuarto año de primaria, llamada “Volksschule” en Viena, los niños y sus padres deben decidir entre tres opciones: una escuela secundaria normal, una que los prepare para la universidad (Gymnasium) o una escuela que los prepare para estudios técnicos.

Me impresiona la cantidad de opciones y que los niños tengan que decidir su futuro a tan corta edad. Una amiga chilena que creció aquí me comentaba: “Deben decidir si quieren ser clase obrera o académica a una edad muy temprana, lo cual a veces lleva a malas decisiones por falta de madurez”.

Estoy contenta de que mi hija asista a una escuela tan diferente de lo que yo viví, con un ambiente más relajado, sin calificaciones al principio y aulas amigables. También me alegra que el estado ofrezca enseñanza en el idioma materno, en nuestro caso español, completamente gratis, aunque sea en otra escuela del mismo distrito.

Me siento tranquila en esta nueva etapa de la vida de mi hija y la mía, aprendiendo más sobre el sistema educativo y la cultura en la que está creciendo. ¡Es toda una aventura y no puedo esperar a ver cómo se desarrolla!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Tienes que aprobar los términos para continuar